MANIFIESTO ANTIFASCISTA Bolivia, noviembre 2019

En este contexto post electoral en Bolivia, se generaron dos
posicionamientos absolutistas partidarios; uno es el oficialista
encabezado por Evo Morales, que a pesar de haber sido rechazada su
candidatura en un referéndum, decide forzar una nueva reelección para
mantenerse en el poder; y el otro encabezado por Carlos Mesa, ex
vicepresidente de Gonzalo Sánchez de Lozada, y quien fuera
corresponsable de las más de 60 muertes en el levantamiento popular de
octubre de 2003. Ambos bandos pretenden enfrentar a la población civil
bajo el argumento de la “defensa de la democracia “una democracia
ambigua y manipulable indististintamente de cualquier representatividad
partidaria.

A partir de la aparente victoria de Evo Morales, los sectores afiliados
al partido de Carlos Mesa, entre ellos los comités cívicos, CONADE y
otros, materializan los bloqueos sobre todo en zonas económicamente
privilegiadas de las diferentes ciudades de Bolivia y reviven actitudes
racistas, regionalistas, machistas y homofóbicas, para retomar un
proyecto neoliberal republicano que fue rechazado en las movilizaciones
populares de octubre de 2003.

Ante este panorama, denunciamos que los cálculos políticos de ambos
bandos están acarreando una confrontación predominantemente racial, por
lo tanto, nos posicionamos antifascistas, antirracistas y
apátridas, manifestando lo siguiente:

1.    Repudiamos los cálculos políticos de ambos bandos hambrientos de
poder, que intentan instrumentalizar las movilizaciones a su favor,
generando enfrentamientos violentos para legitimase institucionalmente.

2.    Rechazamos las actitudes racistas de los Comités Cívicos, Iglesias y
movilizaciones reaccionarias que atentan contra nuestros hermanos y
hermanas indígenas y campesinos, desconociendo que ambos sectores
constituyen la población de un mismo territorio.

3.    Rechazamos la función especuladora de los medios de comunicación que
están apostando por la desinformación, generando pánico en la población,
parcializándose con uno u otro bando, escudándose en una falsa
neutralidad y alentando el alarmismo.

4.    Repudiamos las actitudes de Colectivos Urbanos, movimientos de
izquierda, Universidades públicas, e Individualidades antes
identificadas con las luchas sociales, que ahora están activando
políticamente con grupos rancios de la extrema derecha impulsados por su
ANTIMASISMO más que por su ANTIFASCISMO.

5.    Nos declaramos en emergencia y movilización permanente y convocamos
a compañeros y compañeras a definirse antifascistas y luchar en las
calles ante la efervescencia y revitalización del fascismo.

Coraza colectiva

Bolivia, 04 de noviembre de 2019

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu página web en WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: